Diferenciar gasto e inversión en el apartado de “Comunicación” es estar continuamente en el filo de la navaja, pero os aseguro que puede ser “INVERSIÓN”.